Diario de una rumianta: tofu con pera y almendras

El tofu entra y sale de mi vida dependiendo del grado de rumiantez en el que me sienta. Su sabor característico no es del agrado de todo el mundo pero a mí personalmente me encanta, sobre todo la versatilidad que tiene; aquí aplicaría lo que dijo hace muchos años un amigo (refiriéndose no precisamente al tofu), “tiene el corazón muy grande, caben todas” 😛 Verduras, ensaladas, frutas, nueces, en currys caldosos, preparaciones más secas, solo o acompañado etc. Acepta cualquier ingrediente que se le eche, por lo que es un buen “fondo de nevera” para esos días con pocas opciones de proteína y menos ganas de cocinar. En esas me vi cuando preparé mi plato de hoy, que resultó gratamente riquísimo.

Decir que aunque ha sido la cocina japonesa la que ha contribuido a introducir el tofu (o “queso de soya”) en Occidente, éste procede de China (206 A.C., aproximadamente). Cuenta la Leyenda que fue descubierto por Liu An, nieto del Emperador, quien en su empeño por descubrir la píldora para la inmortalidad viajó a lo más profundo de la montaña para elaborarla. Fracasó en su plan de conseguir el remedio para la Vida Eterna, pero regresó con la primera muestra de tofu, el cual fue bien recibido por la población y rápidamente extendido en otras regiones de China y de los países colindantes. Es bajo en calorías, buena fuente de proteína y aporta poca grasa. Es además rico en hierro y dependiendo del coagulante puede también tener altos contenidos de calcio y/o magnesio.

Y colorín colorado, este cuento se ha terminado. Espero que os guste la receta 🙂

Processed with MOLDIV

INGREDIENTES

  • 200 gramos de tofu
  • Un puñado de almendras
  • Aceitunas negras
  • 1/2 pera
  • 1/4 cucharadita de cúrcuma
  • 1/4 cucharadita de comino
  • Pimienta negra molida
  • Sal marina
  • 1 cucharada de mostaza

PREPARACIÓN

Mezclar todos los ingredientes y cocinar en una sartén antiadherente a fuego medio, removiendo de vez en cuando, hasta que la pera pierda su punto de crudité y se tueste un poquito el fondo.  Acompañar de hojas verdes o una buena ensalada de verano.

Y ya está, listo calisto, ¡buen provecho! 😀

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s