Una ensalada de primavera para un día no lluvioso

Bogotá tiene un clima complicado con tendencia a demasiado lluvioso. Los días y sobre todo tardes soleadas son espectaculares pero cuando empiezan a caer las gotas del cielo…Me alegra pensar que las reservas de agua estarán llenándose, eso para olvidarme de la imagen apocalíptica que se abre ante mí: paraguas, coches que se multiplican como esporas, atascos (aquí “trancones”) absurdos, vías inundadas y sobre todo muy pocas ganas de salir a la calle a hacer nada. Esta descripción va también acompañada de sopas calentitas y no de platos más estivales, pero hoy no fue así. Cuando amanecí para mi entreno la mañana estaba fría pero estable, salí de casa y siguió sin llover, regresé a casa y amenaza nula así que me homenajeé con esta rápida ensalada que resultó perfecta como entrante. Por cierto, debo realizar una aclaración: recordemos que soy medio rumiante y por inri para mí un homenaje va teñido de verrrrde que te quiero verde verdura, no tanto de dulce.

Sin más rollo ahí va la receta, que tengo mucho que hacer. ¡Espero que os guste! 🙂

IMG_6508

INGREDIENTES
Unas hojas de achicoria
Un poco de apio (hojas y algo de tallo)
Un puñadito de pistachos
Unas hojas de albahaca fresca
1/4 patata mediana
Un diente de ajo
Aguacate
Aceite de oliva virgen
Vinagre
Sal marina
Pimienta negra molida

PREPARACIÓN
Lavar bien la patata y cortarla laminada (yo me ayudé de un rallador).
En una sartén antiadherente engrasada con un poco de aceite cocinaremos la patata y los ajos, salpimentados y tapados, a fuego medio-bajo. Una vez las patatas estén cocidas y algo crujientitas apagar, retirar del fuego y disponer las patatas sobre papel de cocina para que se absorba el aceite remanente. Los ajos están deliciosos pero si no te gustan tíralos.
Mientras que se preparan las patatas lavar bien las hojas de apio y achicoria y ponerlas en un bol o ensaladera. Salpimentar y aliñar con una vinagreta preparada con 2 medidas de aceite por cada medida de vinagre. Remover bien con las manos, introduciendo aire para que no se apelmacen.
Laminar el aguacate (yo usé el mismo rallador que para las patatas). Repartir aguacate, patatas, albahaca y pistachos por encima.
Consumir inmediatamente, es perfecta como entrante o para acompañar carnes, pescados o nuestro plato vegetariano preferido.

Y ya está, listo alisto, ¡buen provecho! 😀

Anuncios

5 comentarios en “Una ensalada de primavera para un día no lluvioso

    1. Una buena combinación de colores, sabores y aliños siempre va a ser un éxito, me encanta experimentar y preparar ensaladas diferentes para cada ocasión. Ésta quedó deliciosa, te animo a que la pruebes, ¡un abrazo y feliz lunes!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s