Ensalada de otoño: espinacas y melocotones

Llega el otoñito y con él los árboles tiznados de colores, esas tardes con una luz más cálida, días cada vez más cortos y también una renovación de la alacena: melocotones, setas, higos o uvas, por citar solo algunos. Toca aprovecharse y actuar en consecuencia…¡a la mesa! (Yo, no nuestro lindo gatito que se cree vegano…)

Hoy le tocó al melocotón, fruta que me REpirra por sabor y por propiedades. Son ricos en carotenos, que le infieren su coloración y propiedades antioxidantes (buen estado de la piel, antienvejecimiento celular). Facilitan además la digestión porque incrementan la producción de bilis, favoreciendo la digestión de las grasas. Es diurético (potasio) y mineralizante (fósforo, magnesio, cinc y selenio), por lo que resultan interesantes durante la formación de los huesos (por tanto en personas en crecimiento), para prevenir estados de ansiedad o de estrés, maduración de los órganos reproductores o favorecer el sistema inmunitario. Muchas de estas propiedades están en la piel, por lo que mejor lavarlos bien y comerlos sin pelar (especialmente si son orgánicos). Una joyita para nuestra mesa, así que ya estamos tardando en añadirlos en el frutero.

Sin más rollo ahí va la receta, ¡espero que os guste! 🙂

EnsaladaMelocoton

INGREDIENTES:

Un melocotón amarillo bien lavado, pelado y cortado en gajos
Espinacas frescas bien lavadas
Un puñadito de almendras cortadas por la mitad
Un cuarto de aguacate pelado y cortado en daditos pequeños (1 cm aprox)
Un chorretín de ron
Una punta de cucharadita de café de canela molida
Aliño básico: aceite de oliva virgen, vinagre, sal, pimienta negra
Especias para el aliño (opcionales y si disponibles): una punta de cucharadita de café de cúrcuma y de garam masala.

PREPARACIÓN:

Por una parte dorar en una sartén antiadherente los gajos de melocotón con el ron y la canela, dando la vuelta a los gajos para que se tuesten por toda su superficie. Añadir las almendras y dejar a fuego medio-bajo hasta que se evapore por completo el ron y se haya empezado a caramelizar la superficie del melocotón. Apagar y reservar.

Por otra parte disponer las espinacas y el aguacate en la ensaladera.

Preparar el aliño en una taza: batir hasta homogeneizar el aceite, vinagre, sal, pimienta y demás especias.

Aliñar las espinacas y mezclar preferentemente con las manos introduciendo aire, intentando que no se aplaste todo. Adornar con los gajos de melocotón y las almendras y servir de inmediato.

Y ya está, ¡listo calisto! Lista en un plis, ¡buen provecho! 😀

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s